Sidel ayuda a Nestlé Waters en todo el mundo a ahorrar la energía equivalente a apagar veinte hornos

02/03/2016

 

Por lo tanto, el productor líder mundial en materia de agua embotellada alcanzó un ahorro de energía equivalente al consumo de más de veinte hornos, lo que representa una reducción de más de un millón de euros por año.


Nestlé Waters emprendió el programa de conservación en 2010, cuando desafió a su proveedor histórico, Sidel, a racionalizar el consumo de energía para todo su equipa-miento de fabricación. Con más de 96 plantas ubicadas en 35 países productores, como es natural, Nestlé Waters otorga una alta prioridad a la mejora del desempeño de sus procesos en relación con el medio ambiente; además, intenta mantener sus costos de funcionamiento al nivel más bajo posible.

Hace más de 50 años que Nestlé trabaja con Sidel, el proveedor líder en equipos de producción y servicios para los líquidos envasados en PET. Hace poco tiempo, estas empresas celebraron este hito histórico en su larga cooperación, que ha dado origen a diversos desarrollos importantes y significativos dentro de la industria de las bebidas.

 

La prioridad: obtener significativos ahorros en energía con las sopladoras
Ambas empresas ya eran plenamente conscientes de que, de manera general, las sopladoras representan hasta un 70 % del consumo total de energía en una línea completa de embotellado. Con la misión de analizar la eficiencia respecto del uso de la energía eléctrica por parte de la empresa, Sidel comenzó por realizar una auditoría medioambiental (ECO Audit) piloto en dos de las sopladoras de Nestlé Waters.

Nestle Sidel MatrixTras supervisar y evaluar el consumo eléctrico de las sopladoras, Sidel comunicó a Nestlé Waters medidas correctivas en materia de ahorro de energía. Una de esas recomenda-ciones implicaba la instalación de lámparas reflectoras en la parte superior de los hornos que se encuentran en las sopladoras con el fin de mantener la energía en su interior. Esta acción logró una reducción equivalente al apagado de 20 hornos para preformas en relación con el consumo de la energía eléctrica necesaria para el proceso de calenta-miento de las mismas. A pesar de este significativo ahorro de energía, se mantiene un rendimiento óptimo.

El personal de Nestlé Waters se mostró especialmente satisfecho con los resultados obtenidos mediante las recomendaciones que se implementaron. «El desempeño resultante de las actualizaciones de las dos primeras sopladoras nos ha complacido mucho, ya que ahorramos alrededor de un 20 % en energía -explicó Stephane Bosshart, ingeniero corporativo principal de Nestlé Waters-. Tanto es así que, sobre la base de estos resultados, decidimos aplicar un programa medioambiental completo para compartir estas mejores prácticas para todas nuestras sopladoras a nivel mundial», continuó.

 

El lanzamiento del programa de ahorro de energía en todo el mundo
Con la estrecha colaboración de Sidel, Nestlé Waters lanzó su programa de conservación de energía en todas sus plantas a través del mundo. Los equipos locales de Sidel Services™ planificaron y proporcionaron todos los recursos necesarios para realizar las diferentes intervenciones en las plantas de más de 30 países. Además, brindaron la asistencia técnica para el proyecto. Hacia finales de 2015, se habían equipado de manera exitosa casi 130 sopladoras de Sidel con las lámparas reflectoras en la parte superior de los hornos. El retorno de la inversión de todas las máquinas llevará entre 6 y 24 meses.

«Las actualizaciones con las lámparas reflectoras en la parte superior de los hornos lograron mejoras reales -comentó Eric Baronnet, de Nestlé Waters-. Por ejemplo, en EE. UU. proporcionaron una reducción en el uso de la energía de las sopladoras de hasta un 25 %». Todo este tipo de progresos contribuye a un ahorro anual de más de un millón de euros en las plantas de Nestlé Waters a nivel mundial.

 

Un enfoque combinado sostenible
Tanto Nestlé Waters como Sidel están plenamente comprometidos a obtener ahorros energéticos excepcionales y a contribuir a mejorar el desempeño medioambiental de los productos. Como parte de su trabajo en un plan de mejoras continuas respecto de la sostenibilidad, Sidel clasifica sus líneas de producción según el consumo de energía. La empresa también analiza las causas de los derroches potenciales de energía dentro de la sopladora en su totalidad, incluidos el horno, el compresor y el refrigerador. Una vez más, Sidel y Nestlé Waters colaboraron en el desarrollo de un simulador de ahorro de energía para clasificar a las sopladoras según su consumo y para implementar soluciones que optimicen el rendimiento.



Una relación larga y exitosa
La historia de la compañía Nestlé comenzó en 1866, cuando Anglo-Swiss Condensed Milk Company abrió la primera fábrica de leche condensada europea en Cham, Suiza. Al año siguiente, Henri Nestlé desarrolló un novedoso alimento para lactantes, y en 1905 la empresa que fundó se fusionó con Anglo-Swiss, para formar lo que hoy se conoce como el Grupo Nestlé. Nestlé Waters se creó en el año 1992 y en 2008 se convirtió en la marca más importante de agua embotellada en el mundo. En la actualidad cuenta con 52 marcas exclusivas, como Nestlé Pure Life, Perrier y S. Pellegrino, todas ellas, entre las muchas que se benefician de la proximidad de más de 50 años entre Nestlé Waters y Sidel. Por ejemplo, Sidel ha participado en cada etapa del desarrollo de Vittel desde que comenzó su producción comercial; esta implicación incluyó el nuevo diseño de su representativa botella estriada, que pasó de ser cuadrada a ser redonda. Sidel también colaboró con Perrier en la validación del diseño de la primera botella en PET de su historia, suministrándole una gama de equipos que aún siguen funcionando para esta marca emblemática distribuida ampliamente a nivel internacional.

 

 

Download el comunicado de prensa.

Imagen HD to download

 

Número de RFC: IT01787680345